Uñas: porque no remover las cutículas


Mantener las uñas hermosas es un verdadero desafío para las mujeres. Pero, es un engaño pensar que para mantener las uñas bellas y cuidadas, es necesario remover la cutícula que las rodea. Este hábito, muy común en los salones de belleza, puede ser perjudicial para la salud de las uñas y se debe evitar. ¿Quieres saber por qué no debes retirar las cutículas? A continuación te mostramos una lista con las principales razones.


Después de todo, ¿por qué es tan importante mantener las cutículas intactas? El tema radica en que las mismas existen por un motivo fundado y desempeñan un papel muy importante.

Según explican los dermatólogos, las cutículas actúan como una barrera, responsable de proteger las uñas y los dedos de la entrada de hongos y bacterias. Además, ayudan a preservar el tamaño y la calidad de las uñas. Por lo tanto, se recomienda no eliminarlas. ¿Todavía no está convencido? Entonces no dejes de leer esta lista con 5 razones para dejar de retirar las cutículas…

1. Barrera de protección
No es un mito, las cutículas juegan un papel clave en la protección contra hongos y bacterias. Las manos están expuestas todo el tiempo a la contaminación, y si existe o se facilita una puerta de entrada a estos microorganismos, que no tardan en aparecer.

2. Más fuerza y ​​salud
La eliminación de las cutículas provoca daños en la matriz de las uñas, lo que las deja más débiles y quebradizas. Por la misma razón, muchas uñas presentan ondulaciones y manchas blancas, que son un indicador de que algo no está bien. Al dejar la cutícula intacta, las uñas estarán fuertes y más saludables.

3. Prevención de Enfermedades
Muchas mujeres no saben, pero las pinzas utilizadas para la eliminación de la cutícula pueden transmitir una variedad de enfermedades infecciosas, por lo que nunca se deben compartir con los demás. Sin embargo, muchas personas van a los centros de estética sin tomarse la molestia de llevar consigo sus propios instrumentos. Si no te quitas las cutículas, no correrás el riesgo de ser contaminada.

4. Acabado impecable

Al mantener intacta la cutícula, evitarás los sangrados
y la aparición de los llamados "padrastros"
Con la cutícula intacta, no se levantará aquella piel sobre tus dedos después de hacerte las uñas (llamadas comúnmente "padrastros"). 

Si insiste en aparecer, corta sólo una parte elevada y mantén las manos siempre bien hidratadas.



5. Belleza duradera
Cuanto más se retires las cutículas, más aparecerán. Si se las mantiene, la piel alrededor de la uña se verá delgada, siempre con aspecto de recién hechas y hermosas. También, hacerte las uñas será una tarea mucho más rápida, ya que el proceso que más tiempo consume, es eliminado.

6. Menos tiempo dedicado a la manicura
Cuando vayas a los centros de estética y salones de belleza o te hagas las uñas en casa, el proceso de eliminación de la cutícula es muy demorado, pero la buena noticia es que este hábito es totalmente prescindible. Omite este paso y ahorrarás una gran cantidad de tiempo en este ritual de belleza.


Y entonces, ¿estás convencida que debes dejar tus cutículas intactas? Para mantener las uñas limpias, incluso sin el uso de pinzas, el secreto es apostar en las cremas hidratantes. Hoy en día, es posible encontrar en el mercado una gama de productos adecuados para la cutícula como cremas hidratantes y reductoras. Las cremas para las manos también ayudan a mantenerlas hermosos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Comenta o sugiere...