La intuición femenina


Presentimiento, sensación, sexto sentido... todos estos sinónimos se refieren a la misma cosa: la intuición, o sea, la percepción que cada mujer tiene y nadie sabe de dónde viene. Un sonido, una voz, un eco interior... ¡Y no tiene absolutamente nada de sobrenatural! La ciencia explica por qué esta característica esta relacionado íntimamente con el adjetivo "femenino". ¿Quieres entender ese fenómeno?


Todos tenemos cinco sentidos tradicionales (vista, oído, olfato, gusto y tacto); la intuición sería una sexta forma de "sentir" algo. De hecho, es la integración de los cinco, los estados internos del organismo y la mente racional, todos orientados a darnos información muy valiosa. Y, lo crucial para que la intuición sea una característica femenina tiene un nombre y apellido: cuerpo calloso. 

La conexión entre los dos hemisferios del cerebro está compuesta por un puente llamado "cuerpo calloso". Científicos de varios países han descubierto que, en las mujeres, el tráfico de los impulsos nerviosos a través de este canal es mayor.

La intuición es, pues, una capacidad del cerebro que implica cruzar la información de los dos hemisferios: el izquierdo, que es racional, y el derecho, emocional. Si alguien se acerca y sientes una punzada en el corazón porque imaginas una mala noticia, y si te preparas para iniciar el sentimiento de angustia mental con la información, se puede "saber" que la noticia tiene que ver con la salud de un familiar, por ejemplo.

Pero ¿todos estamos dotados de intuición? Algunos dicen que los hombres y mujeres nacen intuitivos, pero todavía no hay evidencia de ello. Sin embargo, las personas mas sensibles pueden desarrollar mejor este don. De acuerdo con neurólogos especializados, las niñas son más emocionales y quizás por esta razón, se vuelven más intuitivas (cuando se hacen mujeres), que los hombres, que son más racionales.

Así que ¡ese es el secreto de las mujeres! Somos más sensibles, receptivas, empáticas y emocionales que los hombres. Por lo tanto, somos más susceptibles a esta comunicación. Hechos diarios muestran que las mujeres tienen mayor acceso a la capacidad integradora del cerebro que conduce a la percepción de eventos futuros. Capacidad cerebral integradora significa simplemente la cualidad de ser capaz de manejar múltiples áreas de la función cerebral e integrarlos en una experiencia única.

Las mujeres captan el estado emocional de una persona más fácilmente que los hombres. Esto hace que sean capaces de darse cuenta de detalles al leer e interpretar los gestos, signos corporales e imágenes.

Por otra parte, pueden analizar rápidamente su coherencia y correlacionar estos datos, teniendo en cuenta el contexto. ¡Y todo al mismo tiempo! Entre una y otra señal, las mujeres unen los circuitos del cerebro que detectan posibilidades que ni ellas pueden imaginar. Una buena parte de las mujeres puede integrar los circuitos del cerebro que detectan la posibilidad de que uno de sus hijos que vive lejos, pueda estar necesitándola en determinado momento. Este es el mecanismo de la intuición.

También es bueno tener en cuenta que las percepciones surgen sólo cuando dejamos lo racional en segundo plano. No tiene por qué desaparecer, solo darle un poco de espacio a la emoción. Sólo el cerebro puede integrar razón y emoción en el mismo plano y en dosis apropiadas para la intuición. La razón por si sola cierra las puertas para aquello que no ha sucedido todavía, la emoción sola es como una radio sin batería, nada se escucha. Por lo tanto, la intuición necesita de ambas.


Lo mejor es tener sensibilidad para escuchar a estos ecos y prestar atención a insights. Esto puede ahorrarte un pesar por no seguir tu "voz interior". Recuerda que ella puede cambiar una vida. Y entonces ¿lista para escucharla?

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Comenta o sugiere...