10 razones por las cuales el hombre es infiel


Un estudio realizado en la Universidad de Göttingen en Alemania revela 10 razones por las cuales los hombres son infieles y engañan una y otra vez a sus chicas. Esta es una explicación científica (digamos) de los motivos que están por detrás de la infidelidad masculina.


• Falta de inteligencia
Esto puede sonar un poco irreverente, pero se ha demostrado científicamente, gracias a un estudio realizado por la Universidad de Londres, que los hombres infieles no son tan inteligentes como las mujeres que tienen a su lado. La explicación: la historia de la evolución de la monogamia se considera un concepto relativamente nuevo, y los hombres más inteligentes entienden esto más claramente que los menos inteligentes. Por otra parte, los hombres inteligentes pueden reconocer las ventajas que proporciona una relación exclusiva y no ponerla en peligro de manera irresponsable.

• El poder provoca infidelidad
Encontramos hombres infieles en todas las clases sociales y los diferentes niveles de salarios, así como también mujeres infieles. Los hombres que tienen mucho poder en su ámbito profesional tienden a ser infieles con mayor facilidad. Las razones: la sensación adictiva del poder y la constante necesidad de tener presente su propio éxito en el ámbito laboral, les lleva a buscar a la misma sensación hacia las mujeres.

• La rutina diaria
Es bueno, a veces, fundirse junto a su pareja bajo una manta en el sofá y hacer zapping entre los programas de televisión. Pero, si tus planes para el fin de semana siempre se reducen a lo mismo, hay un gran peligro que tu chico te sea infiel. Los hombres que viven una relación sin “sorpresas”, tienden más a menudo a buscar lo nuevo fuera del ámbito de su pareja. Estar con otras mujeres da a los hombres que llevan una relación muy rutinaria, el sentimiento de ser admirado. Esto porque anhelan con urgencia la autoafirmación.

• Diferencia en los salarios
Esto puede ser difícil de creer, pero según un estudio de la Universidad de Cornell, en Itaca (EE.UU.), los hombres que dependen económicamente de sus mujeres cometen infidelidad cinco veces más que los hombres que tienen ingresos similares a su mujer.

• La crisis del tercer año
Si pensabas que el séptimo año de relación es el más crítico, lamentamos informarte acerca de tu equivocación. De acuerdo con los resultados de un estudio en la Universidad de Göttingen, el peligro de cometer una infidelidad es más probable en el tercer año de la vida de pareja.
En los hombres este peligro sigue latente hasta el séptimo año de relación y en las mujeres hasta el sexto.

• La frustración pone en peligro el placer de la boda
Un efecto secundario de la frustración diaria también se traduce en la disminución de la pasión en muchas relaciones sólidas. El erotismo cae con estrépito en lugar de aumentar, y la tasa de infidelidad aumenta dramáticamente. Los resultados del estudio mostraron claramente que cuatro de cada cinco encuestados optaron por  ser infieles cuando se sintieron insatisfechos sexualmente en su relación. La verdad es que esto se dá a menudo por la falta de comunicación entre la pareja.

• Vivir en grandes ciudades
La infidelidad se da en todos los lados, pero la tasa de hombres infieles que viven en ciudades con más de 200.000 habitantes es mayor que para aquellos que viven en ciudades pequeñas. La dificultad que sean descubiertos se transforma en una gran oportunidad de experimentar una relación infiel repetidamente.

• La oportunidad hace al infiel
La infidelidad es a menudo una cuestión de minutos: El deseo de experimentar relaciones con otra mujer, vivir al márgen del peligro y de la aventura, es bastante atractivo. La razón para traicionar sin mucho esfuerzo y sin necesidad suele ocurrir cuando la esposa visita a la familia y su esposo tiene la oportunidad de “escaparse” a un club o salida nocturna con amigos.

• Miedo a comprometerse
El miedo al compromiso es tan antiguo como el hombre: por un lado, los hombres tratan de tener una relación estable y segura con una mujer, pero por el otro, el miedo a ser dependiente de una relación monógama los lleva a elegir relaciones ocasionales, donde su libertad no se ve condicionada.

• Embarazo
La Universidad de Colorado (EE.UU.), en un estudio realizado encontró que cuando una mujer está embarazada, la posibilidad de la infidelidad de su pareja se multiplica por cinco, pero ello solo debe ser tenido en cuenta si ya se daba en la relación sentimental algún problema de convivencia o relacionamiento.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Comenta o sugiere...