El rubor para cada tipo de rostro


Te mostramos como aplicar rubor según la forma de tu rostro. Aplicando correctamente este popular elemento del maquillaje, podrás destacar los rasgos que más te favorezcan. Existen varias presentaciones del rubor en el mercado, los más comunes se presentan en forma de polvo. En la industria cosmética también lo encontramos en crema, barra y hasta líquido. Este último se encuentra por lo general sólo en tonos rosa y tiene la función de darle color a las mejillas, un aspecto más saludable a la piel de esa zona





Cara redonda

Para alargar la cara, pasar el pincel en diagonal, en el sentido del pómulo hacia abajo. Aplicar un poco más abajo de la mejilla para marcar bien los rasgos.






Cara cuadrada

Aplicar rubor sobre los pómulos, sin difuminar hacia las laterales del rostro. Pasar el pincel también en los lados de la frente y la barbilla.





Triangulo invertido

Esfumar el rubor hacia los ojos, en el sentido de las mejillas hacia las sienes y en los costados de la frente y en la barbilla.





Cara ovalada (alargada)

Pasar el rubor con un toque ligero, desde las mejillas hacia las laterales, esfumar bien en la frente y en la barbilla.





Consejos sobre cómo ruborizarse sin errores

- Si tienes una piel muy blanca o enrojecida, evita los rubores de color rosa y rojo. Opta por las tonalidades  melocotón. Las pieles oscuras deben apostar al rojo y lila. Aquellas mujeres con la piel morena, pueden usar todos los colores de rubor, desde el melocotón hasta el rosa, rojo, etc.

- Quién exagera al aplicarse el rubor, puede pasar vergüenza al momento de mirar las fotos que se sacó, por ejemplo. Por lo tanto, es necesario ajustar la cantidad del producto, este fue concebido para brindar un aspecto de suavidad a la piel.

- Para no equivocarse al momento de la aplicación, siempre se debe utilizar un pincel biselado (de corte lateral), que se ajuste perfectamente a los pómulos. En cuanto a la zona a aplicar, pensar siempre de la siguiente manera: el rubor debe ser aplicado en las áreas de la cara donde el sol nos deja bronceadas. Por lo tanto, después de aplicarlo en el pómulo, pasar un poco en la barbilla, la nariz y la frente (cerca de la raíz del pelo).


- En verano, dar preferencia al rubor en polvo, ya que se adhiere a la piel sin dejar un aspecto cargado. Las mujeres con piel grasa deben rechazar el rubor cremoso porque da más brillo a la piel.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Comenta o sugiere...