3 utilidades increíbles de la vela



La vela, un objeto útil y barato que es presencia garantizada en todos los hogares, también puede servir para otros propósitos y ser muy útil en el hogar. ¿Te has detenido a pensar cuántos objetos de la vida cotidiana sirven para otros propósitos que no son aquellos para los cuales fueron concebidos?


Por ejemplo, una zapatilla de caucho puede servir para sostener la puerta cuando se la pone por debajo de la misma, trozos de ropas viejas pueden ser utilizados como paños de limpieza, y así sucesivamente.

Usando la creatividad es posible darle a algunos objetos nuevos usos y utilidades, aumentando aún más tu gama de posibilidades en la rutina de la casa. Y en el caso de la vela... no podría ser diferente.

Puede ser utilizada como luz de emergencia durante los cortes de energía, como objeto de decoración e incluso para crear un dibujo secreto en papel (luego de dibujar, aplica pintura de acuarela para mostrar el dibujo). A continuación te mostramos 3 maneras diferentes e inesperadas de usar la vela en tu casa para resolver los pequeños problemas que dificultan la practicidad de tu día a día.

1 - Vela para evitar llorar al cortar cebollas

Cuando se prepara una comida que incluya cebollas, a no desesperar, no llorarás, ni dañarás tu maquillaje si sigues este truco. Enciende una vela cerca al lugar donde destines a cortarla y la magia aparecerá. Adiós a las lágrimas por culpa de la cebolla.


Recuerda que al utilizar la vela es muy importante tener cuidado de no encenderla en lugares donde pueda tomar contacto con cualquier objeto y poner tu vida y la de tu familia en riesgo.

2 – Deslizar con mayor facilidad las gavetas


Si las gavetas de tus muebles no se deslizan fácilmente y de la manera correcta, la solución es pasar la vela sobre las partes que rozan al momento de abrir y cerrar las mismas, la cera ayudará a que los mismos se deslicen con mayor facilidad.

3 - Para facilitar el uso de la cremallera

Es muy común comprar prendas y darse cuenta de la parte de cremallera es muy dura, difícil de abrir y cerrar y que se atasca con frecuencia. Pero no hay necesidad de preocuparse por ello. Frota la vela suavemente a lo largo de la cremallera y el problema se resolverá. La cremallera se abrirá y cerrará con mayor facilidad.



No te olvides de compartir estos tips para que más personas puedan y sepan resolver estos pequeños obstáculos cotidianos utilizando la práctica vela. ¡Sorprende a tus amigas!

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Comenta o sugiere...